Saltar la navegación

Tarea final

Y para acabar... ¿Qué?

Para acabar, nada mejor que un suculento "postre" con cero calorías. El nombre de este peculiar postre es Escape Room.

¿Os suena? ¿Sabéis qué es?

Tesoro
Momentmal. Cofre (CC0)

Un Escape Room es un juego grupal que consiste en descubrir la manera de salir de una habitación mediante la resolución de acertijos, juegos de lógica y otros rompecabezas. Cada pista da paso a la siguiente en una secuencia lineal y hay un límite de tiempo para realizar el juego. Vosotros habéis conocido y resuelto diferentes tipos de enigmas a lo largo de la unidad y, además, conocéis Roma y su imperio como nadie, con lo cual podéis crear vuestro propio Escape Room sobre Roma para el resto de compañeros o cualquier otro grupo de alumnos.

Esto se pone interesante, ¿verdad?

Manos a la obra

Seguramente, después de leer eso, os asalten muchas dudas, ¿por dónde se empieza algo así? ¿De dónde saco los acertijos? ¿Cómo los distribuyo?

Vamos a tratar de responder a todas ellas, aunque lo más valioso en este tipo de juegos siempre será vuestra imaginación. Así es que rienda suelta a cualquier idea que imaginéis por disparatada que parezca, porque al final no deja de ser un juego.

A tener en cuenta

En primer lugar, hay que imaginar una situación, una historia que enganche desde el inicio y que sirva de hilo. A modo de ejemplo, podéis ser unos famosos arqueológos que descubren un secreto oculto, un tesoro... o también algo más irreal como un fantasma "romano" que os pide ayuda para conseguir el descanso eterno. Seguro que podéis inspiraros en series, películas o videojuegos.

Candado

LoboStudioHamburg. Candado (CC0)

En segundo lugar, debemos tener un escenario para desarrollar la historia con objetos como cajas cerradas con algún candado que hay que conseguir abrir, sobres, libros, etc. Aunque podría montarse en la misma clase escondiendo pistas, puede ser buena idea aprovechar espacios como la biblioteca del centro. Allí podéis jugar a dar indicaciones para descubrir una determinada página de un libro donde se haya un primer reto, indicar pasos y direcciones como en los mapas de tesoros piratas... Eso sí, sería recomendable que esa sala tuviera un equipo o dispositivo con conexión a internet para investigar y resolver algunos retos.

Finalmente, los retos. Aunque hay que tener imaginación para generar misterio, a modo de ejemplo se pueden usar los números romanos para mandar a una página determinada de un libro, abrir un candado real (puede plantearse como reto final), podemos pedir que se complete un crucigrama con unas casillas marcadas de distinto color o con algún numerito que genere otra contraseña, podemos encriptar la información con códigos inventados o aprendidos de alguna web... ¡Imaginad posibilidades!

Banco de recursos

¿Os gustaría ocultar mensajes secretos en las paredes de la clase o cualquier objeto? ¿Habéis jugado o conocéis Pokémon Go? Pues, mucha atención.

Existe una app llamada WallaMe de Realidad Aumentada que hace eso mismo, es gratuita, multiplataforma (Android e iOS) y, seguramente, hasta adictiva.

WallaMe

Su uso es muy sencillo, pero para ayudaros os dejamos el tutorial WallaMe.

Por otro lado, aquí tenéis una serie de enlaces sobre juegos, generadores de códigos y otros acertijos.

Evaluación

El objetivo final es diseñar un juego por grupo, con un número de 5 retos a resolver relacionados con el tema de Roma y marcando claramente el orden a seguir. Por eso, la idea de los sobres cerrados con un número escrito puede evitar el problema que se inicie de forma incorrecta. También es importante que se defina el tiempo máximo con el que se cuenta y que exista un ayudante que lo indique o reloj con la cuenta atrás activada para saber en todo momento lo que queda. El detalle del tiempo le dará más emoción a vuestro Escape Room.

El profesor evaluará vuestro trabajo con la rúbrica, "Creación de un Escape Room". Es importante que las tengáis en cuenta a la hora de diseñar vuestro trabajo para saber qué aspectos serán más valorados y así, obtener una nota más positiva.

Checklist
geralt. Checklist (CC0)

Finalmente, para que la evaluación sea lo más completa y justa posible, también debemos valorar nuestro trabajo dentro del grupo, el trabajo del resto de compañeros y, a modo de ejercicio final, la experiencia educativa en su conjunto, comentando qué te ha parecido, qué te ha gustado más, qué te ha gustado menos o te ha resultado más complicado... Este ejercicio de autocrítica y valoración personal es muy enriquecedor para futuros proyectos. Pincha en los diferentes enlaces para acceder a la versión imprimible de los documentos.

Para saber más